Manifiesto en Pro de la Dolarización

Los abajo firmantes nos hemos unido en un Foro Pro dolarización del Ecuador.

Consideramos que dadas las difíciles circunstancias a las que se enfrenta Ecuador, la dolarización puede estar amenazada, y por eso creemos oportuno reiterar las múltiples ventajas que este sistema monetario ha traído al país y reafirmarnos en su defensa.

Durante esta época de crisis es posible que se culpe a la dolarización del mal desempeño de la economía, confundiendo a la ciudadanía y ofreciendo alternativas monetarias quiméricas y nefastas, como panaceas para la grave situación económica del país.

En estos momentos es oportuno recordar que la dolarización está encaminada a ser el sistema monetario más estable y beneficioso en toda la historia del Ecuador. Dicha estabilidad ha permitido que durante estos últimos 16 años, a pesar de haber atravesado graves crisis políticas, éstas no se hayan convertido en crisis cambiarias y financieras, como suele suceder en países que tienen moneda propia e instituciones débiles.

Ante las dificultades económicas a las que se enfrenta el país, se ha difundido la idea de que la política monetaria ayudaría a aliviar estos problemas. Teniendo en cuenta que el Gobierno de Ecuador maneja la política fiscal, de gasto, de regulación, comercial, etc.; hacer creer que con políticas monetarias se solventarían las dificultades es una falacia inadmisible. Lo único que se propone en realidad bajo el eufemismo de “política monetaria” es devaluar la moneda (que como su nombre lo indica se trata de la pérdida de valor de la moneda en la que los ecuatorianos tenemos nuestros ahorros e inversiones). Las experiencias inflacionarias que sufrimos los en los 90´s nos hacen rechazar esta opción de forma rotunda. Además, la evidencia empírica y nuestra propia historia demuestran que la dolarización funciona para controlar la inflación.

Haber eliminado del Poder Ejecutivo el manejo de la moneda, nos ha librado de la desagradable dupla inflación y devaluación para financiar las obligaciones del estado a través de herramientas monetarias. Lejos de añorar que nuestros políticos tengan la capacidad de conducir la política monetaria, creemos que esta es precisamente la principal virtud de la dolarización. Por eso queremos advertir a los ecuatorianos de la posibilidad de “desdolarizar” la economía sin eliminar los dólares de la circulación, esto es, de que el Banco Central del Ecuador vuelva a tomar medidas sobre la política monetaria del país. Ni el “timbre cambiario”, ni el “dinero electrónico ecuatoriano”, ni los “títulos del Banco Central”  son necesarios para salvar la dolarización, sino que más bien desvirtúan su esencia: el que la política monetaria ya no depende de la arbitrariedad de los gobernantes.

Los firmantes somos muy conscientes de que la dolarización, al igual que cualquier otro sistema monetario, no es una panacea para la economía, pues en economía no hay “milagros”. Pero la dolarización sí es el mejor sistema monetario que ha tenido Ecuador en toda su historia al haber garantizado por el mayor periodo de tiempo una moneda confiable, esto es, que sea un medio de pago aceptado, un depósito de valor y unidad de cuenta. Ningún sistema monetario puede resolverlo todo, más aún cuando los problemas que adolecen a la economía tienen que ver con otras áreas de la política pública: fiscal, laboral, tributaria, comercial, etc.

Abandonar un razonablemente buen sistema monetario como es la dolarización por la quimera de un idílico manejo de la moneda propia por parte de un Banco Central -que desde 2008 no goza de independencia del Ejecutivo ni siquiera en papel (Artículo 303 de la Constitución de 2008)- sería una medida muy irresponsable.

Por todo esto este Foro llama a un debate público sereno y abierto sobre las mejores medidas para solventar la difícil situación económica que atraviesa el Ecuador, y por medio de este manifiesto sostenemos que desdolarizar la economía ecuatoriana sería desbaratar la principal ventaja económica que posee el Ecuador actualmente, y que manteniéndola se puede y debe proceder a aplicar diversas medidas para lograr la reactivación de la economía.

Por lo tanto llamamos a los ecuatorianos a defender la dolarización.

Manifiesto en Pro de la Dolarización 

Anuncios